La finalidad organizacional de la fundación y, en consecuencia, de este Proyecto Educativo Institucional – PEI, se concentra en organizar y fortalecer la dimensión social del carisma[1] desde un mejor aprovechamiento de los recursos al servicio de la construcción de tejido social, y cuidado de la casa común. Como en un nuevo Sainville: continuar tejiendo talento humano – solidario, desde el carisma de la caridad.

La Provincia de Bucaramanga, en su propuesta estatutaria, señala, de manera específica, lo siguiente: siendo fieles a las llamadas de la realidad, de la Iglesia y del Carisma Congregacional, quiere responder desde sus rasgos de audacia, creatividad e innovación a ejemplo de Marie Poussepin su fundadora, quien legó la práctica de una caridad organizada y transformadora del entorno social, como lo realizó en Dourdan con los aprendices, cuando introdujo la industria de telares”.                              

 

En ese sentido, la obra evangelizadora, pastoral, educativa y dignificante del ser humano, es una misión de permanente inspiración en la reflexión y desarrollo del presente Proyecto Educativo Institucional; implicado y en consonancia permanente con la iluminación de la palabra de vida, descrita en la Parábola del Buen Samaritano, eje central de la propuesta de transformación de las comunidades  a las que se dirige la acogida y atención pastorales.